Vive con Intención

Nosotros como seres humanos, y más los religiosos, nos hemos acostumbrado a pedir bendiciones y luego nos sentamos a esperar a que lleguen. El objetivo de este Blog y de Yoga PuraMente es dejar de esperar sentados y empezar a actuar, y trabajar por el cambio en nuestras vidas.

Las intenciones pasadas han sido recopiladas en el siguiente libro:

Yoga con Intención - Vive con Intención por Bernardo Darquea: $9.99

Bernardo Darquea Alguna vez se ha preguntado:

  • Quién soy?
  • Cuál es mi propósito en este Mundo?
  • Qué es lo que quiero hacer de mi vida?
  • Cómo debo ser?

Este libro le ayuda a responder estas preguntas y a encaminarse por la ruta del auto-conocimiento y de ahí partir para convertirse en la persona que quiere ser, la persona que vino a ser en este mundo, y para auto-realizarse.

Versión digital disponible en Amazon: Lea este libro en su teléfono, tablet, o computadora. 

Versión impresa: Próximamente

Bernardo J. Darquea, MBA, MIST, RYT 200

Entregado a la educación, ha sido Profesor de Sistemas de Información en The George Washington University, Westwood College, y actualmente también es Profesor en línea para George Mason University, y Virginia International University. Con un Masterado en Administración de Empresas de Strayer University y otro en Sistemas de Información y Tecnología de The George Washington University, además trabajó como consultor para el Departamento de Educación de los Estados Unidos por 7 años, fundó una Organización sin fines de lucro para fomentar la educación de los niños más desfavorecidos del Ecuador, y también fundó un empresa para promover la excelencia educativa en el Ecuador.

Practicante de meditación y de yoga desde los años 1996 y 2007, respectivamente; considera el autoconocimiento y la enseñanza, su pasión.

Trabajó como profesor de yoga y meditación para Westwood College, y George Mason University. Ahora es uno de los fundadores, junto con su esposa, del Centro de Estudios Para El Autoconocimiento y La Autorrealización Del Ser: Yoga PuraMente.

“La Tierra no nos pertenece. Nosotros pertenecemos a la Tierra.” -Jefe Seattle (Indígena)

Los seres humanos somos Terrestres porque vivimos en el Planeta Tierra. Este es nuestro planeta y es el único que tenemos; amémosle y amemos a todos sus habitantes, plantas, y animales. 

El Planeta Tierra está vivo; tiene espíritu. Nos conecta con el Universo. Por eso en las clases de yoga ponemos especial énfasis en enraizarnos, en arraigarnos a la Tierra, parándonos fuertes y con posturas que nos asientan y que conducen nuestra energía hacia y desde la Tierra hasta nuestro chacra de la corona.

Se podría decir que los seres humanos somos como unas pequeñas antenas que transmiten la energía de la Tierra y que tratamos de levantar esa energía y enviarla al Universo, pero también alimentamos la Tierra con nuestra propia energía. La Tierra y su espíritu abarca nuestra propia consciencia y genera lo que se conoce como Conciencia Colectiva; el cúmulo de la conciencia de todos los seres humanos que habitamos en este planeta, sumada aquí la conciencia de las plantas y animales. Es así como conectándonos con la Tierra en realidad también nos estamos conectando con la conciencia de todos los seres vivientes y el Universo, y de esa manera surge también lo que los Ateos conocen como el Campo Unificado o que los creyentes conocen como Dios.

Seamos un poco más conscientes de nuestra relación con la Tierra y sus habitantes, incluyendo plantas y animales. Vivamos respetando nuestro planeta; honrando su presencia en nuestras vidas y respetando a todos sus habitantes ya que a la final todos estamos subidos en el mismo transporte que nos lleva viajando por el universo y alimentando nuestra consciencia.

La postura de la semana es una variación de la postura del cocodrilo, en la que vamos a abrir nuestros pies hacia los lados, dejar que se abra nuestra cadera, pero también vamos a abrir los brazos hacia los lados de manera como que estuviésemos dándole a la Tierra un abrazo de cuerpo entero. Con la frente en el piso conectémonos con la Tierra y enviémosle nuestra mejor energía.

La tarea de la semana, del mes, del año, y de la vida es ser un poquito más conscientes de nuestra relación con la Tierra, con sus animales, con sus plantas, y con los demás seres humanos. Respetemos la Tierra y vivamos brindando amor a todos sus habitantes. Vivamos sabiendo que por medio de la Tierra estamos conectados con todos y que nuestra energía es tan vital para la Tierra como la Tierra es para nosotros.

"La libertad no se trata del tamaño de tu jaula, o del poder de tus alas, o del desapego hacia alguien o algo. La libertad se trata de ser auténticos, y profundamente arraigados a nuestra propia alma, de manera que no puedas resistir ni por un segundo una vida que no la honre. -Andréa Balt (Escritora)

Tenemos la idea de que la libertad o la falta de libertad está dada por alguien más como: por el gobierno, por un país imperialista, por una raza sobre otra, incluso por nuestros padres, y más. Sin embargo, la libertad es “la capacidad de la conciencia para pensar y obrar según la propia voluntad de la persona” (Wikipedia, 2016). Es decir que si bien, gobiernos, países, personas, sociedad, etc., pueden tratar de quitarnos la libertad, en realidad la libertad es propia, y está en nuestra conciencia.

Pensemos qué nos quita la libertad. Nuestra propia opresión. Paradigmas, ideas infundadas que están en nuestra mente y que solo cada uno puede deshacer. Por ejemplo, en Ecuador me he dado cuenta que la gente tiene miedo a salir en el frio, porque piensa que se va a enfermar. Por otro lado están las supersticiones; que si riego la sal me va a ir mal, que si rompo un espejo me va a ir mal, que si paso por debajo de una escalera me va a ir mal, etc. También están las ideas de que si camino descalzo me pasa algo, de que hay que cubrirse la boca para salir de las fiestas, y así, montones de ideas infundadas, que no tienen validez científica. De estas ideas infundadas nos damos cuenta cuando salimos del país, ya que en otros países, especialmente los que reciben nieve en el invierno, todas estas ideas del frio, y de andar descalzo, y de las supersticiones, no existen; aunque talvez tengan otras supersticiones. La gente en otros países pisa descalza la nieve, sale en pantalón corto en medio de una nevada, riegan sal por todo lado para deshacer el hielo, salen de una clase de hot yoga (dentro de un sauna) al frio, sin miedo ni de torcerse, ni de enfermarse. Rarísimo además que en otros países la gente sale del sauna y se acuesta en la nieve y nadie se enferma, ni se tuerce, mientras que aquí hay la creencia tan arraigada de que si sales del calor al frio y te tuerces, que debe ser una de las sociedades más afectadas por ese tipo de lesiones.

Preguntémonos cuales son nuestras creencias absurdas, cuales son nuestros paradigmas, en que creemos que nos tiene esclavizados y que no nos permite ser al 100 por ciento. Yo también he empezado a trabajar en mis paradigmas y he notado que tengo sueños de que me escapo de una cárcel. También he tenido los sueños de que trato de escapar de algo o alguien y si no lo logro generalmente me despierto. Estos sueños por un tiempo fueron muy recurrentes en mi vida y los sigo teniendo, pero ahora asumo que estos sueños son mi subconsciente ya sea liberándose de alguna creencia esclavizadora, o al menos un intento de liberación.

Tratemos de vivir libres y de encontrar a los paradigmas que nos tienen esclavizados. Liberémonos de nuestras ideas absurdas. Seamos libres hasta el punto en que no afectemos la libertad de los demás.

La postura de la semana es un namaste detrás de la espalda con apertura del pecho. En esta pose recordemos nuestro afán de libertad, abramos nuestro corazón y con las palmas juntas detrás de la espalda hagámonos un pedido interno de ser libres.

La tarea de la semana es tomar nota y estar pendientes de nuestras propias palabras, y de nuestras propias ideas esclavizadoras. Cada vez que nos auto quitemos la libertad por alguna idea, pensemos; hay un estudio científico a cerca de esta idea? Es esta idea una superstición? Es esto una idea implantada por alguien más? Liberémonos!

Bibliografía

Wikipedia. (2016, Septiembre 26). Libertad. Retrieved Septiembre 26, 2016, from Wikipedia: https://es.wikipedia.org/wiki/Libertad

"Los únicos límites que tienes, son los límites en los que crees" -Wayne Dyer (filósofo)

A menudo escuchamos decir a otras personas o incluso a veces nos decimos a nosotros mismos las palabras “no puedo”, “no soy fuerte”, “no soy flexible”, “no soy…”, etc. Si seguimos usando el “no puedo”, o el “no soy…” y a esto le sumamos cualquier calificativo, nunca vamos a proyectarnos al futuro. Por otro lado a veces viene alguien y nos limita diciéndonos “no puedes” o nos califica cuando nos dice: “tú eres de tal o cual manera”. Empecemos tratando nuestro ser de la manera más respetuosa posible. No nos limitemos, y no permitamos que nadie nos limite.

Como personas, nosotros debemos estar listos y dispuestos a ser las personas que queremos ser, a explotar todo nuestro potencial y no permitirnos a nosotros mismos limitarnos, ni nadie más que nos limite en lo que podemos o no podemos hacer, y peor en lo que somos o en lo que dejemos de ser. Por eso es tan hiriente y ofensivo cuando alguien nos dice “no seas” de tal o cual manera, o cuando nos califican diciendo “tú eres” de tal o cual manera. Tratemos de borrar estos calificativos de nuestro vocabulario ni para nosotros mismos, ni para los demás, ya que lo único que hacen es juzgarnos a nosotros mismos o a los otros.

Principalmente dejemos de limitarnos. Tomemos en cuenta que la mayoría de limitaciones que tenemos en nuestra vida son limitaciones impuestas por nosotros mismos o porque alguien nos limitó desde pequeños cuando nos dijeron “tu no sirves para esto”. Esas limitaciones se van haciendo parte de lo que somos y de pronto están tan internalizadas que simplemente nos llegamos a convencer de esas limitaciones.

Seamos ilimitados en lo que somos y en lo que podemos ser y hacer. Entiendo que hay actividades que no las podemos hacer porque no las hemos aprendido, pero que si nos decidimos a aprenderlas entonces si las podemos hacer. Hay otras actividades que son un desafío en el sentido de que nuestro cuerpo no está listo todavía para lograrlo, pero que con un poco de dedicación, podremos lograrlo. Por ejemplo, nadie nace sabiendo cómo manejar un auto, tocar un instrumento musical, operar un instrumento sofisticado, etc., pero con estudio, dedicación, y práctica cualquier persona lo puede lograr. Así mismo es con todo. Dejemos de lado cualquier limitación impuesta.

La postura de la semana es Vasisthasana o tablón lateral con la pierna levantada. Esta pose es una de esas posturas que llevan la firma del yoga, ya que se necesita equilibrio, fuerza para mantener levantado el torso, y flexibilidad para levantar la pierna y tomarse los dedos de los pies con la mano. En otras palabras, nadie nace pudiendo hacer esta pose. Para lograrla hay que poner un poquito de empeño en la práctica sin limitaciones; diciéndonos a nosotros mismos, soy fuerte, soy flexible, soy balanceado, soy equilibrado. Es verdad que si alguien ve esta pose puede decir, yo no puedo hacer eso, pero la clave del asunto está en decirnos, “no puedo hacerlo todavía”, pero trabajando y esforzándonos un poquito todo el mundo la puede lograr.

La tarea de la semana es poner un poco más de atención en cómo nos expresamos hacia nosotros mismos y hacia los demás. De ninguna manera nos limitemos diciendo “yo no puedo”, y peor limitarles a nuestros hijos diciéndoles “tú no puedes”. Seamos ilimitados pensando que si alguna persona logró hacer algo con su propio esfuerzo, dedicación, práctica, y estudios, entonces nosotros también lo podemos hacer porque también nos podemos esforzar, dedicar, practicar, y estudiar. Nuestro Ser Interior es ilimitado.

"Cuando la felicidad de la otra persona es tu felicidad, eso es amor" -Lana del Rey (compositora y cantante)

No se necesita buscar etimológicamente del latín, del griego, ni del sánscrito para saber que la palabra “enamorado” significa sentir amor hacia otra persona. Aun así, he buscado el significado en el diccionario y dice que estar enamorado: “Es un estado emocional surgido por la alegría, en el cual una persona se siente poderosamente atraída por otra” (Wikipedia, 2016).

Se dice que la época de enamorados es la época más linda de la vida. Esa época en la que simplemente nos disponemos como personas a enamorar o a ser enamorados por alguien. Es una apertura que existe en nuestro cuerpo, mente, y nuestro espíritu. Primero hay disposición y luego hay intención. Nos disponemos a tratar algo nuevo y luego intentamos enviarle amor a alguien. En un inicio talvez ni siquiera sabemos qué es el amor, pero estamos dispuestos a descubrirlo. Intentamos atraer o conectar con alguien de la manera más sutil posible, a manera de protección hacia nosotros mismos; para que si nos rechaza no afectemos tanto nuestra vulnerabilidad. Con gestos casi imperceptibles o una mirada, le declaramos nuestro amor o al menos nuestro interés a la otra persona y esperamos atentos por una respuesta, y si de alguna manera muy sutil también esa persona nos deja saber que corresponde nuestro interés, nos entra un estado de alegría infinita al saber que nuestro amor puede o está siendo correspondido. Recuerdo que cuando estaba en esa etapa, no había situación más importante en mi vida que sentirme correspondido. No importaban las calificaciones, el trabajo, la situación económica, la vivienda, la comida, etc. Estaba dispuesto a apostar mi felicidad por ese amor. 

Lo único que le importa a la persona enamorada es poder seguir cultivando ese sentimiento de alegría que surge de la correspondencia del amor que puede existir entre las dos personas que se sienten atraídas.

Regresemos al estado emocional del amor de la misma manera que nos disponemos a enamorar a alguien. Subamos nuestra frecuencia de manera que irradiemos esa disposición de recibir amor y generemos la intención de dar amor. Cultivemos el amor dentro de nuestro ser, recordando siempre que debemos amarnos a nosotros mismos primero para poder atraer el amor de los demás y así mismo para poder dar amor.

La postura de la semana para practicar enamorarnos de nosotros mismos, abrir nuestro corazón, y cambiar nuestra frecuencia es Supta Baddha Konasana, lo que en español sería una mariposa reclinada hacia atrás. En esta pose cultivemos nuestro amor y dispongámonos a dar y recibir amor.

La tarea de la semana es más un proyecto de vida. Escojamos enamorarnos de alguien de la misma manera que algún día nos dispusimos a encontrar el amor en nuestra vida. Podemos enamorarnos o re-enamorarnos de alguien como nuestros hijos, nuestra pareja, o podemos enamorarnos de alguien en secreto por el resto de nuestras vidas para que esa intención nos ayude a cultivar el sentimiento dentro de nuestro ser. Por último también podemos encontrar un amor que trascienda nuestra propia existencia como el amor a Dios, a un Ser Superior, a nuestro Ser Interior, a la Conciencia Colectiva, al Campo Unificado, o a cualquier otro Ser Superior de su propia elección. Recuerdo que alguna vez le pregunté a mi Tía Abuela, Monja de Claustro, que porque no se había casado, y ella me contestó que su verdadero amor era Dios.

Bibliografía

Wikipedia. (10 de Septiembre de 2016). Enamoramiento. Recuperado el 12 de Septiembre de 2016, de Wikipedia: https://es.wikipedia.org/wiki/Enamoramiento

"Mientras encuentras lo que buscas, se feliz con lo que tienes" -Anónimo

Quiero empezar recalcando que no quiero decir que seamos conformistas, ni que dejemos nuestras ambiciones de lado, o nuestro afán de superación, pero si quiero enfatizar que debemos encontrar un cierto grado de conformidad con nuestra vida; especialmente si algún rato nos encontramos observando la vida de los demás y peor envidiando sus vidas en lugar de trabajar por la nuestra. 

Las religiones del mundo también tratan de proveer a sus feligreses de un cierto grado de conformidad, como por ejemplo en el Cristianismo y Judaismo que se ofrecen los 10 Mandamientos y uno de ellos dice “No codiciar”, que en otras palabras nos invita a ser felices con nuestra propia vida y con lo que tenemos y lo que somos.

La verdad es que siempre van a existir personas que tienen más dinero que nosotros, o que son más famosas, o que son más poderosas, o que son más fuertes, o que simplemente tienen talentos que nosotros no los tenemos. Sin embargo, hay algo que no podemos comparar, y es el grado de felicidad. En otras palabras, podemos ver que hay personas que tienen más que nosotros, pero ese poseer más, acaso les hace más felices? 

Algunas personas justifican su vida convenciéndose de que esa es la voluntad de Dios, o sea, se convencen de que Dios quiere que su condición de vida sea tal o cual, y por lo tanto llegan a la conformidad de esa manera (incluso en algunos casos al punto de no auto-superarse) pero permítanme plantear la siguiente hipótesis: “qué tal si cada uno de nosotros escogió su propia vida con anticipación antes de llegar a este mundo, con el único objetivo de alcanzar la felicidad, limpiar karma (deshacerse de los errores pasados), y/o auto-realizarse”. En otras palabras, si la vida fuese una competencia para con nosotros mismos por alcanzar la felicidad plena o auto-concernos, y nosotros mismos diseñamos nuestra vida antes de nacer, pensando en así alcanzar nuestra felicidad plena; estaríamos ahí conformes con nuestra vida?

Escojamos vivir nuestra vida como que si cada uno de nosotros la hubiese prediseñado de esa forma, de manera que no nos demos la oportunidad de renegar o envidiar la vida de los demás. Aceptemos con conformidad nuestra realidad, como nuestra propia forma de aprender de nosotros mismos y de lo que la sociedad a nuestro alrededor tiene para enseñarnos. Y si alguna vez nos encontramos en una situación de inconformidad con nuestra propia vida, preguntémonos, qué es lo que yo mismo me propuse aprender mediante esta situación? Qué es lo que ésta situación está aquí para enseñarme?

La postura de la semana para practicar la conformidad es anantasana que en español sería una extensión de la pierna sobre el costado. En esta postura sintámonos cómodos sobre nuestro costado y luego levantamos la pierna al cielo y nos tomamos el pie para recordarnos que dentro de la conformidad siempre tiene que haber un grado de auto-superación.

La tarea de la semana es observarnos a nosotros mismos cada vez que nos notemos envidiando la vida de alguien más, que como dice el dicho, “nadie sabe lo de nadie”, y que de pronto la vida de la persona a la que estamos envidiando puede estar llena de otras dificultades que nosotros ni siquiera imaginamos, y que por otro lado nuestra vida es solo nuestra, y es nuestra responsabilidad vivir conformes, aportando a nuestra felicidad diaria.